Mitos sobre la moderación de comentarios

el

Las empresas tratan de crear espacios de mutuo respeto a través de la moderación de comentarios , los utilizan para mejorar la comunicación con sus clientes. Te desmontamos algunos mitos sobre esta práctica

comentario

Blog corporativo, perfil de empresa en Twitter, Facebook, Pinterest, Instagram y en muchas redes sociales más. Esta práctica se ha convertido en el pan de cada día de muchas compañías que han comprendido la importancia de estar presente en Internet. Pero lo que es beneficioso para generar imagen de marca,  no está exento de ciertos inconvenientes. El principal de todos tiene que ver con los comentarios de los usuarios. A continuación te contamos los mitos sobre la moderación de comentarios.

  • Moderar es sinónimo de censurar. Para nada. Existe una brecha muy amplia entre censurar un comentario que no te gusta y el de moderar comentarios abusivos y atacantes. Hay situaciones que alteran a los clientes y éstos deciden ponerlas en conocimiento de la empresa a través de sus redes sociales. Es uno de los canales comunicativos más rápidos de hoy en día, pero la compañía ha de establecer los límites sobre el uso del lenguaje que ha de emplearse para realizar la queja.
  • Los clientes se enojan si moderas sus comentarios. No tiene por qué. Hoy en día todo el mundo que use a diario Internet está acostumbrado a que las empresas lean primero los comentarios y después los aprueben para que aparezcan en la web. Es una forma más de evitar el spam.
  • Es imposible moderar todos los comentarios. Todo depende del tráfico que tenga la página web. No obstante, es importante organizarse bien para moderar todos los comentarios y dar respuesta a cada uno de los clientes de la empresa.
  • Cuantos más comentarios tenga la página, mejor. Depende del contenido de los mismos. No es lo mismo un escrito con fundamento, que el hecho de que la mayoría sean solo paja.
Anuncios